domingo, 15 de julio de 2012

Descifrando jeroglíficos

¿Alguna vez se imaginaron como se lograron traducir los jeroglificos egipcios? Hace 213 años, el 15 de julio de 1799, un soldado de Napoleón descubrió una piedra en Egipto. Esta piedra fue la pieza clave para que Jean Francois Champolion pudiera descifrar esta extraña escritura.

Acompañenme a descubrir los secretos que durante miles de años guardaron los jeroglíficos egipcios. 



¿Qué son los jeroglíficos?

Los jeroglíficos fueron un sistema de escritura inventado por los antiguos egipcios. Sus inicios datan del año 3,300 a. C., aproximadamente en la misma época en la que surgió la escritura cuneiforme en Mesopotamia. Fueron empleados durante más de 3,600 años, pues la última inscripción conocida se grabó el 24 de agosto de 394 y se encuentra en el templo de File. Fueron traducidos gracias a Champollion y la Piedra de Rosetta.


Jeroglíficos egipcios

¿Qué es la Piedra de Rosetta?

La Piedra de Rosetta es un fragmento de una antigua estela egipcia, que contiene la inscripción de un decreto publicado en el año 196 a. C. por el faraón Ptolomeo V. El decreto aparece en tres escrituras distintas: jeroglíficos egipcios, escritura demótica y en griego antiguo.


La piedra de Rosetta

Originalmente la piedra formaba parte de un templo. Durante la época paleocristiana, o la Edad Media, la piedra fue trasladada para ser usada como material de construcción en un fuerte cerca de la localidad de Rashid (Rosetta), en el delta del Nilo.

En 1799 fue hallada por el soldado Pierre-François Bouchard durante la campaña de Napoleón en Egipto. En 1801 las tropas británicas derrotaron a las francesas en Egipto y la piedra original acabó en posesión inglesa. Fue transportada a Londres y lleva expuesta al público desde 1802 en el Museo Británico, donde es la pieza más visitada.


Napoleón contempla las antiguedades egipcias

¿Quién fue Jean Françoise Champollion?

Jean Francois Champollion nació en Figeac el 23 de diciembre de 1790. Desde pequeño destacó sobre los demás niños de su edad: comenzó a hablar latín a los nueve años, hebreo a los trece y árabe a los catorce.

En 1801 Joseph Fourier, gobernador de la provincia francesa de Isère, realizó una inspección de las escuelas de su provincia y asi conoció a Champollion. Impresionado por las habilidades del pequeño el gobernador lo invitó a su casa. Lo primero que vió Champollion en esa casa marcó el curso de su vida. Se trataba de la colección de antiguos objetos egipcios que Fourier había obtenido cuando formó parte de la expedición de Napoleón a Egipto. Al muchacho le llamaron mucho la atención los jeroglíficos egipcios.

¿Qué significan? – preguntó.
Nadie lo sabe – contestó Fourier.
En ese momento Champollion decidió que él llegaría a entender ese lenguaje que nadie podía leer. Que descifraría los mensajes de ese mundo extraño y de otra época. Y para conseguirlo se convirtió en un magnífico lingüista y se entregó de lleno a la escritura jeroglífica.

Jean Francoise Champollion (1790 - 1832)

¿Como se tradujeron los jeroglificos?

Champollion consiguió una copia de la Piedra Roseta y estuvo 10 años trabajando en su desciframiento. Para conseguirlo Champollion se fijó especialmente en aquellos grupos de jeroglíficos que aparecían en un círculo (cartuchos) y que, según se pensaba, debían designar nombres de personajes que reinaron.


En la Piedra de Rosetta aparecía uno de estos cartuchos y Champollion supuso que se correspondía con el nombre de Ptolomeo que aparecía en la parte traducida al griego. Champollion consiguió también el cartucho del nombre de Cleopatra a partir de unas inscripciones del templo de File, y comenzó a encontrar coincidencias.




Comparación entre los nombres de Ptolomeo y Cleopatra

Se puede apreciar que hay ciertas letras que se repiten en ambos nombres, y la representación con jeroglíficos coincide (por ejemplo, las letras P, O, L y A). A partir de ese momento Champollion se dedicó a recopilar más cartuchos e ir descifrandolos hasta tener resueltos todos los jeroglíficos.

El 27 de Septiembre de 1822 Champollion escribió su célebre "Carta a Monsieur Dacier", relativa al alfabeto de los jeroglíficos fonéticos empleados por los egipcios, dando luz a una nueva ciencia: la Egiptología.

6 comentarios:

  1. Muy interesante, buen post.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. ¡Muchas gracias Marga por tus comentarios!
    El antiguo Egipto es un lugar donde sucedieron muchas buenas historias y hay mucho que contar sobre esa gran civilización.
    Saludos
    Jorge

    ResponderEliminar
  3. muchisiiisiimas gracias muy pero muy buen posta

    me sirvio de mucha ayuda gracias saludos.

    Jair ;)

    ResponderEliminar
  4. Muchas gracias Jair!
    Que bueno que te haya servido de ayuda! La historia me parecia tan buena que sentia que tenia que contarla.
    Saludos
    Jorge

    ResponderEliminar
  5. me sirvió de mucho para mi tarea de historia
    gracias

    ResponderEliminar

¡Anímate y deja tus comentarios! Muchas gracias.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...